El sello digital es una serie de datos, físicamente es una cadena de caracteres, que está asociados al emisor de la factura y a los datos de la misma. El sello digital es como el "garabato" que se plasma actualmente en el papel pero con mas elementos de seguridad que permiten saber si los datos de una factura fueron alterados.

XAal1cewqwLhbojmzzaRSt4AMwazmoq7leSdmtqhf+BNAAExzHrF0bHWiltZEqril/FognP7lGln9PQd+hdiv4q
n3lcbmt0eV9rfj/5eBvUzfwZUSZ+HoCkwVLmltg9/OYUUZoKeh+EYde/PzHK/KGXn3fatGFU8OAD4svG45Wg=

Cuando los contribuyentes remitan un documento digital a las autoridades fiscales, recibirán el acuse de recibo que contenga el sello digital. El sello digital es el mensaje electrónico que acredita que un documento digital fue recibido por la autoridad correspondiente y estará sujeto a la misma regulación aplicable al uso de una firma electrónica avanzada. En este caso, al generar sello digital se identificará a la dependencia que recibió el documento y se presumirá, salvo prueba en contrario, que el documento digital fue recibido en la hora y fecha que se consignen en el acuse de recibo mencionado.

Los certificados de sellos digitales son expedidos por el SAT son para uso especifico de Comprobantes Fiscales Digitales. Por medio de ellos el contribuyente podrá sellar electrónicamente la cadena original de los comprobantes que emita en cada una de sus sucursales; así se tendrá identificado el origen del comprobante fiscal digital "facturación Electrónica", junto con la unicidad y las demás características que tienen los certificados digitales (Integridad, no repudio, autenticidad y confidencialidad). El contribuyente puede optar por pedir un sello digital para cada una de las sucursales, establecimientos o locales, donde emita comprobantes fiscales digitales ' Factura  Electronica'.